Soy Emilio, astrólogo profesional, y te ayudo a hacerle cosquillas al cosmos…

… para que el cosmos se ría contigo, te cuente sus secretos y te ayude a surfear las olas vitales

Astroboletín. Del 1 al 7 de enero 2024

Bueno, va, que llevo más de una semana presumiendo de que iba a ser el último artículo del año y aquí ando todavía —dando guerra o más bien pinchándote un poquito, que es lo que me gusta, ponerte a pensar y que le des una vuelta a eso qué te pasa… a ti y a tu entorno.

Ojo, que este artículo está también justificado. Astroboletín, mi amor. El último del año —el último que escribo este año— y el primero del que viene.

Y mañana, una vez más, prefiero tomármelo de descanso: así que ya te lo despacho para que organices tu agenda. Y también porque saber que existe un orden ahí arriba siempre tranquiliza un poco, ¿cierto? 

Curioso, mi amiga —la mega mercurial por sus ejes, la que te dije que se cargó su propia página web (varios planetas en 10 y en Géminis)— se agarró un constipado cuando Mercurio volvió a Sagi y se cuadró con Neptuno (Mercurio regente de su Ascendente y Neptuno en Piscis, rey de los mocos). 

Yo no consigo reparar mi Internet en casa —Saturno en Piscis angular por 4, y la que me queda— y me faltan dos paquetes que teóricamente iban en camino —uno con una férula dental, o sea, más Saturno impósibol.

Aquí en Berlín —o puede que en toda Alemania— Mercurio se juntó a Marte y cuadró a Neptuno y los médicos de cabecera chaparon sus consultas en señal de protesta. Mi blog (Mercurio) favorito de cine pirata (Neptuno) también ha sido eliminado (Marte, Mercurio Rx) en un pestañeo.

Por eso te digo, que mola saber qué pasa arriba, cómo está el cielo y entender el ciclo. Además porque ciclo es una palabra muy clave: ciclo es repetición, predicción, principio y fin.

O lo que es lo mismo: Mercurio por ejemplo despierta YA. Y entonces ya piensas, joder, pues qué bien que se acabe toda esta torpeza, gazapos, erratas, y disputas religioso universitarias (ya vimos las tristezas de la Universidad de Praga, en su peor versión; o la página web de mi amiga en una versión más traviesa y constructiva).

O lo que es lo mismo, también: Júpiter YA está despierto. Bueno, para ser más exacto, lo hace hoy en un ratito. O, por lo menos, empieza a desperezarse en Tauro y en el grado 5 (un grado que ha dado sus cariños, dineros, alegrías, viajes y estudios a muchos toretes, Virgos y Capris con algo por la zona —sobre todo si tienen un Sol fuerte en la carta por la zona o Luna / Estoy pensando en una consulta con Sol muy fuerte en Capri y que había recibido un aumento y una paga y se había encontrado con 4000 pavos más en la cuenta).

Júpiter es alegría, brujis.

Y su despertar permite organizarte en los temas que rija en tu carta natal. Así como en tu casa Tauro. Aparte, la zona estará on fire y con un montón de ganas de chachachá entre abril y mayo. Maravilla. Y, si tienes mucho Sagi o Piscis, pues más maravilla aún.

Pero bueno, vamos con el Astroboletín. Toma nota: organízate. Si te quedan dudas, si no sabes cómo bajarlo a tu carta, o hay bloqueos —que los hay, es lo normal y ya no ves manera de cómo darle la vuelta— pues ya sabes a dónde contactarme y vemos con más cariño y detenimiento tu carta natal, tu tema, tus bajones y subidones.

Vamos a apretarnos en el lunes 1, porque ya se dan dos eventos.

Uno es la cuadratura entre Venus y Saturno, desde Sagi —un signo que va a estar mucho más animado este enero— a Piscis, que también va a animarse un poquito (Saturno mediante).

Tienes una infografía muy chula por Instagram que te puedes bichear para entender mejor esta cuadratura: es una especie de bajoncillo, de tristeza, de amistad que se rompe, o de evento o proyecto o placer que no se vive del todo bien por las responsabilidades. O luego se pasan las consecuencias de los excesos —cosas muy de Sagi y del despiste de Piscis (aunque Sagi tampoco es que sea muy del detalle que digamos).

Además, el día 1 también Mercurio despierta. Lo hace en el grado 22 (¡de nuevo, vigila la zona mutable de Géminis, Virgo, Sagi y Géminis). Sí me gustaría, si puedes, que hagas un acto de memoria —además de vigilar tu carta.

Porque es un grado que reincide bastante con la Luna Nueva en Sagitario del 12 de diciembre; y no anda tan lejos de la conjunción con Marte y la cuadratura a Neptuno (esto ha dado noticias no tan agradables).

Vamos, que te puede traer temas de entonces: universitarios, escolares, religiosos, acuáticos, discutidores… y de aprendizaje. Así como contactos: mensajería de gente, ¡mucha! O bueno, no tanta: y dependerá de lo que mande Mercurio en tu carta.

El tip ya lo sabes: no fliparte con Mercurio en cuanto despierte y esperar un poquito a que coja velocidad. Pero, Neptuno mediante, fluirán mejor las cosas.

Más cosas… Te sigo contando…

Cuarto lunar el jueves 4, que nunca está de mal mirarlo para ver qué propone, qué anuncia, qué desvía, que pincha, que encrucijada nos ofrece.

Grado 13 de Capri y de Libra. La verdad que Mercurio despertándose está todavía torpe y cabreadillo: como que no te extrañe de que te encuentres todavía foros agresivos y las calles y transportes con ajetreos. O tu vecino o tu hermano más joven pasando apuros. 

Yo ya te avisé.

Y finalmente… el cambio planetario de la semana —y bastante jugosillo, de hecho—: y también el jueves 4, y es que Marte sale de Sagitario… ¡e ingresa en Capricornio!

En Capri, mi amorFA, mi amorFo, Marte se encuentra exaltatado: vamos, que trabaja por ti, por mí y por todos mis compañeros. Un montón de fuerza para este Marte trabajador, planificador, escalador, alpinista y hasta amante del esquí.

Como el Sol también va por Capricornio y Mercurio regresa dentro de poco —y Júpiter anda por Tauro— y luego tendremos la Luna nueva en Capri (con su dosis marcial)—: pues te puedes imaginar que estar pendiente de tu casa capricorniana ya es tarea de fin de este inicio del 2024. 

La cosa va de ser prácticos, eficientes, de capitalizar nuestro esfuerzo (sobre todo si Marte te transita, te rige o aspecto un planeta que mande sobre tu 10). Y en cualquier caso, muy buen momento para organizarte, ser concreto, ser concreta: y pasito a pasito, pico y pala, pico y pala, se consigue o… mejor aún, se avanza hacia esos objetivos.

Se hará notar y mucho este Marte alrededor del 10, 11 y 12 de enero. Pero eso ya lo veremos, esta vez, sí, prometido, ¡el año que viene!

Marte andará por esos lares capricornianos —no sólo ocupando tu casa Capri— sino aspectando e incordiando un poco por cuadratura a Aries, Libra y Cáncer (ay, cangrejitos, los más fastidiados)— hasta el 13 de febrero. 

¿Los más currantes? Los Capri, evidentemente. Escorpio también andará muy concentrado y activo. Aries lo mismo se tendrá que ajustar con los tiempos pero tampoco lo llevará tan mal.

Y Tauro tendrá que vigilarse —si es que Urano le pilla cerca.

(si no te queda claro de qué va esto de las exaltaciones, lo cual merece la pena revisar si es que necesitas entender tu carta, siempre puedes leer este último artículo).

**

¿Alguna cosa más?

Vamos a intentar despedirnos y desearte MUY FELIZ 2024. 

Pero tengo que dar las gracias a los alumnos, alumnas, consultas: a esas últimas reseñas del taller de los signos, y del taller de Saturno en Piscis (puedes apuntarte a este, que sería regalazo para ti, sobre todo si eres signo mutable y Saturno te está dando para el pelo, sirva yo de ejemplo o mi osteópata, cuya carta también analizamos en el taller jaja).

Y no puedo tampoco dejar de dar gracias a los lectors y lectoras que apoyan, no sólo al Cosmos, sino también a la literatura.

Este diciembre, no sé si sabes, publiqué mi primera obra de ficción —y me da mucho cariño ver que el el libro (los 8 cuentos) viajan a distintas partes de España —y estarán a partir de enero en la librería Andenbuch, por si quieres sumarte a la tribu literata, cósmica y cool.

Puedes comprar o regalar o difundir el libro con este enlace. Y mi chaquetón cósmico con este

Muy feliz todo —y, más o menos, oficialmente, hasta el año que nos llega.

Ahoi, ahoi,

Emilio.

Imagen de Pixabay.

 

 

Entradas relaccionadas

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Aprende a leer tu carta natal y empieza tu camino astrológico

Descubre los conceptos básicos del cosmos para ser capaz de descifrar algo como esto