Hay algo muy bonito en este Astroboletín —como algo de íntimo, de cueva, de círculo alrededor del fuego— y es que es el primero que publico en privado, sólo para los suscriptores y suscriptoras. Así que si lo estás leyendo… ¡felicidades! (por un lado, porque no es un contenido al alcance de todo el mundo) y también (por estar ahí, por haberte sumado a la tribu, por dándome ánimos, correos positivos y a veces hasta donaciones para seguir continuando en este viajar astrológico).

Ya llevo anunciando una temporada que se vienen cambios —a ver siempre se vienen, pero estos son un poquito más gordos, más importantes para mí y espero que para ti también y es que para octubre abrirá sus puerta la Escuela Cósmica, con contenidos, cursos, toda esa mandanga cósmica que tanto nos gusta y con toque práctico y un poquito punkarra tradicional.

Así que no te pierdas ni una con estos nuevos correos. Y de nuevo, gracias mil.

Respecto a la semana, no pienso hablarte de la muerte de la Reina —con 96 años a ver quién no se muere— pero sirva de ejemplo esa configuración universal del abril pasado, Marte y Saturno en Acuario sobre su casa 1, tal y como le afectaba a Cristina Fernández de Kirchner o a Salman Rushdie (ambos víctimas de ataques, sean estos amañados o no, y saltando a las noticias a través de unas cartas muy, muy, pero que muy fijas).

Fíjate, que la misma conjunción malvada también afectaba de lleno las cartas de los hijos de la reina (bien sobre el Sol de estos o sobre la Luna, que para eso somos un sistema y en Astrología esto es muy fácil de apreciar combinando cartas por sinastrías). Así que la próxima vez que alguien te comente que Marte y Saturno al unísono dan mucha voluntad, enseñanzas y premios a largo plazo, mejor mírale con un poquito de suspicacia y dile que se deja de libritos de autoayuda barata y que estudie mejor el cosmos.

Otros aspectos importantes de esta semana que dejamos —y que se prolongan en esta siguiente— son la gran mutabilidad, los resquemores, catarros y confusiones de la Luna Llena en Piscis y, reincido, el posible desamor o cierto tropiezo romántico o desacuerdo o mini rotura de objeto con el mal estado cósmico de Venus.

Y que no es ningún drama, joder: que a nadie le amarga un Venus ni un Mercurio retro es tan fiero como lo pintan. Pero eso: el cielo está un pelín enladrillado. O sobre todo un pelín sobrepasado de opciones, personas, ideas, conceptos. ¡Y los foros y redes y comentarios y palabras con los cuernos retorcidos!

Claro, esta energía se prolonga durante los próximos siete días —que tampoco trae tantos aspectos— pero sí ya la oficialidad de Mercurio retro y además los últimos coletazos de ese nervioso, hipocondríaco, ultra crítico e inteligentísimo y humano Sol en Virgo.

Fíjate que ya dije que nuestras casas mutables andan muy ajetreadas. Y lo siguen aún. Sobre porque tu casa Virgo va a seguir recibiendo aspectos que la contacten con las otras casas. Así que, una vez más, aquí tus deberes: busca tus casas con cúspides en Géminis, Virgo, Sagi y Piscis. O busca simplemente si tienes una carta con mucha energía mutable.

En ese caso, vas a sentir que hay mucha intensidad y movimiento (lo debes llevar sintiendo ya un tiempecito). Si además eres capaz de entender qué casas se te mueven, o sea, qué escenarios en concreto son los que te reclaman su atención, pues mejor aún.

Como decía el otro día con el plenilunio, plenilunio: apenas salimos de una especie de periodo de inclusión, o sea, de que a todo le podemos dar el sí y, luego, con un poquito de más calma, ya podremos evaluar mejor, pasarle el filtro de Virgo y decidir qué descartamos.

Que para eso Virgo es cojonudo. Y el Sol y Venus andan por ahí también.

De hecho, son protagonistas de la semana. Toma nota y vente conmigo al viernes 16, porque empieza el ajetreo (bueno, empieza arriba, pero lo sentirás antes, fijo). Ese día tenemos dos aspectos a Virgo, sí, a tu casa con Virgo.

¿Qué sucede? Hay una cuadratura entre Venus y Marte, desde Virgo a Géminis. Y no me cuentes trolas de que los amantes cósmicos se hablan o lo que sea. Todo ese rollo de que Venus y Marte son amantes en el cielo es un rollete de revista Cosmopolitan. Venus y Marte no son amantes. Pueden tener buenos o malos contactos, pero no son amantes.

Y en este caso no tienen buenos contactos: y Venus son cosas de valor —o de un valor que luego se pierde, ya que está en Virgo, en mal estado— y Marte con las roturas. Así que pueden romperse objetos, pueden lastimarse relaciones pueden venirse abajo acuerdos, puede arruinarse un evento, una fiesta, una cita… También podemos discutir más de la cuenta, pueden seguir encendiéndose los foros, podemos tener una vecina en apuros o una prima encabronada. Grado 14.

Además, se perfecciona un aspecto que ya anunciaba resfriados en la Luna Llena y es que el Sol se acaba de oponer a Neptuno. ¿No te fijaste cuánta gente se resfrió de pronto o le dio dolor de cabeza o parecía que estaba enferma pero luego no? ? ¿Y no te fijaste cuántos de ellos eran Piscis o Virgo? Porque yo sí lo hice, y vaya si eran unos cuántos.

Pues esto igual. Constipados, confusión, espiritualidad también, vale. Emocionalidad al comunicarnos. Pero como Virgo está regido por Mercurio (y Mercurio está retro…) pues las tenemos todas para esos despistes, problemitas comunicativos, mensajes de WhatsApp que no llegan, el ratón del ordenador que se rompe, o la pantalla del móvil que se queda bloqueada. Si tienes que firmar papeles, llevar documentación para un tema legal, ir a cualquier oficina a arreglar papeles oficiales, mejor vuelve a mirar los horarios de atención, asegúrate que lo llevas todo… y luego vuelve a asegurarte otra vez más. Grado 24. Eje Virgo/Piscis, claro.

(Y de verda que todo, todo, TODO lo que te he escrito hasta ahora vale para la semana y parte de la siguiente —y siempre que seas de los que tengan algo por la zona, con carta muy mutable y toda la marimorena).

Más cosas. Bueno, el resto de aspecto son los del domingo 18 y son también muy importantes. Por un lado, muy buen aspecto en mi opinión, en absoluto malo, la oposición UNA VEZ MÁS de Mercurio en Libra y Júpiter en Aries.

Digo una vez más porque Mercurio ya hizo el aspecto y adelantó la oposición de Júpiter. Pero claro, como se puso retro —y los aspectos que hace retro son muy importantes— pues vuelve otra vez a oponerse y en un grado muy similar, el grado 4.

Fíjate que ya he hablado —y lo hice en el vídeo del mes— de temas de legalidad, dinero, subvenciones, justicia, divorcios, custodia de hijos, etcétera. Si tienes por ejemplo el eje de las casas 1, 10, 7 o 4 alrededor de estos grados (4 de Aries o Libra) me parece que puedes estar viajero, con ganas de gastar, sociable, a punto de irte de vacaciones o recién regresado y queriendo seguir con la guasa, invirtiendo en cursos, viendo como darle la vuelta a un tema legal y un largo etcétera.

Que sepas que pinta bien el aspecto pero que ahora los planetas están retros. O sea: hay que revisar la letra pequeña. Hay que ser optimista y mantener esos ánimos para comernos el mundo: pero ojo, baja un poquito las revoluciones.

Además, será un aspecto con un toque de haberlo soñado y es que, como te dije, el aspecto es repetido y además, y esto también es muy interesante, reactiva nuestras casas mutables. La duda, el movimiento, las opciones, los temas económicos y de relaciones. Ahí queda dicho.

Acabaremos la semana con el —quizá no tan relevante trígono del Sol y Plutón, de Virgo a Capri. A ver, que está guay tener este trígono pues le da al alma, al espíritu, al individuo un montón de fuerza, de voluntad, de ganas de currar y de sacar lo más genuino que lleva dentro. Así que bravo.

Lo que además sí que creo, es que los virgianos que cumplan a final de su año (o sea, a final de semana y principios de la otra) tienen por delante un año muy potente con su revolución solar, con un montón de aspectos que incluyen viajes, estudios, crecimiento personal, espiritualidad y también un tema con el padre o las parejas, como una reformulación de estas.

Así que felicidades y a seguir dándole bien duro.

***

El resto ya te lo sabes. Que puedes seguirme por un montón de portales no energéticos: facebook, twitter, instagram, ese Youtube .

Y sé que lo digo mil veces pero parece que no os acabáis de entender, jaja. No me pidas cita por FB ni IG ni nada. Ni tampoco puedo responder tus dudas. Lo siento. Dudas en abierto, que contesto cuando puedo. Y citas directamente a mi correo. info@mochilastrologica.com o por el formulario de la página.

Y teniendo en cuenta que no atiendo de manera exprés porque se me llena rápido la agenda, o sea, que lo normal es que tengamos que ajustar un hueco siempre a partir de dos o tres semanas más tarde. Y por fa, sedme pacientes. Otra vez se me llenó la bandeja y voy respondiendo en orden cronológico.

En un futuro tendré a un maromo respondiéndome a los correos, preparándome el café como a mi me gusta y bailándome reguetón. Pero de momento, os toca ser pacientes.

Y es que leer una carta (interpretar una carta en condiciones) implica un montón de trabajo y de dedicación. Que también lo sepas.

***

Y ahora sí. Gracias. Dankeschön. Grazi. Merci. Спасибо большое!

Y qué bueno tenerte en la tribu. Pronto te sigo contando. Muy feliz semana.

Emilio

Imagen de Kanenori en Pixabay 

error: Content is protected !!

Venga, brujis, dime dónde quieres 

que te envíe mi regalo cósmico

Manual para (no tan) principiantes

Oye, ¿pero tienes ya los regalitos?

Díme dónde te los envío

 

Manual para (no tan) principiantes