Maravillas de Virgo

Boletín Astrológico: del 23 al 29 de agosto de 2021


Vamos, reconocedlo: ¡me habéis echado de menos! Yo también, que conste —se me fue la semana abriendo el ordenador y buscando inconscientemente un Boletín y vuestros comentarios que no llegaban…

Van mis disculpas, además: ya comentaba el otro día que el cielo andaba muy domiciliado y a cada uno y una nos traería lo que correspondiese. En mi caso fue un montonazo de trabajo, unos talleres de psicología —ofrecidos por mi escuela— y un aluvión de consultas atrasadas que tenía que resolver ya que el ordenador se me había escacharrado una semana antes (¿recordáis también que os dije que Mercurio andaba un tanto revuelto?).

Lo importante es que ya estoy de vuelta y justo estas líneas van en pleno plenilunio, plenilunio acuariano —sí, la segunda Luna Llena en Acuario de año y por el grado 29. Es una lunación muy bonita por la cercanía de Júpiter y por el buen estado de Saturno en Acuario y camino de Venus. De verdad que me gustaría subir un vídeo luego sobre el evento… pero primero con el boletín.

Es una semana —os adelanto— con muy pocos aspectos. Lo que sí sucede es que, con el ingreso del Sol en Virgo y con Marte pero sobre todo también con Mercurio en este signo, os conviene y sería muy requetepráctico y os enfocarais en la casa que os ocupen.

Digamos que la lógica, a lo bruto, es la siguiente:

— Sol en Virgo. Brillo en el trabajo y la productividad y la eficiencia. Enfocado y canalizado a través de su regente, Mercurio.

— Marte en Virgo. Acción, impulso, emprendimiento y materialización eficiente de tareas prácticas, cotidianas, servicio, colaboración, optimización. Todo enfocado y canalizado a través de su regente, Mercurio.

— Mercurio en Virgo. Una mente racional, ordenadita, un poquito hipocondríaca, controladora capaz de bajar a tierra ideas y de hacer que funcione.

¡Este Mercurio es el que manda y decide sobre los dos anteriores planetas! Por eso os digo, que la casa donde tengáis a Virgo merece una puesta a punto muy positiva. Pero ya cada uno y cada una que haga lo que le dé la gana.

Cuando Mercurio pase a Libra, que será en una semana, el chollo se habrá terminado. Así que no os quejéis que el que avisa no es traidor… ni traidora.

Pero veamos la semana. Nos vamos a ir al mismo lunes 23 y el cojonudo trígono entre Venus en Libra y Saturno en Acuario. Ya os comenté hasta la saciedad que las definiciones de manual a lo loco no nos sirven, que ni ningún trígono es igual y que hay trígonos mejores y otros que no valen ni un duro.

Pongamos el ejemplo de este próximo lunes y en el grado 8. Vale, sí, Saturno anda retrógrado y eso siempre es un poco palo —en especial para cartas muy Capri o Acuario— pero Venus en Libra está que se sale y se lleva dabuti con Saturno.

¿Conclusiones? Pues que todo lo venusino, que va desde lo amoroso a lo artístico, a las relaciones, al placer y a lo intelectual que se plante con este trígono, además de gozar de cierta calidad estética, buen gusto y inteligencia, contará con compromiso y estabilidad e incluso fortuna social o monetaria. ¿Habéis visto qué bonito?

Es como comprarme un abrigo que me dure quince temporadas en lugar de una. O visitar una exposición que me cautive y que luego derive en unos estudios. O conocer a alguien o pasar una cita que perdure por una temporada. O sea: que este trígono entre Venus en Libra y Saturno en Acuario sí que mola y mazo.

Mirad si tenéis algo por la zona, si sois venusinos o venusinas o… más allá de eso, si queréis aprovecharlo para organizar vuestra agenda. De nuevo, esto que os digo: la Astrología tiene mucho que ver con el arte de elegir el momento o de acomodarnos al momento.

Vamos con otro aspecto que también es muy importante que sería el aspecto del miércoles 25: me refiero a la oposición entre Mercurio en Virgo —con su mente precisa, ordenadita, clasificadora, atenta, nerviosa, hiperracional— y Neptuno en Piscis —representante de los mares, los plásticos, el petróleo, las drogas, el amor sublime, la evasión y el escapismo…

Vemos aquí que hay una tensión entre el tener las cosas claras y el irnos por los cerros de Úbeda. Entre las fronteras —Virgo divide— y el mezclarnos –Neptuno funde y confunde, y en Piscis más…

El grado es el 22 y estáis avisadísimos por si se pierden papeles o todos vuestros planes se van al garete tras una copa de vino o una promesa amorosa. No pasa nada: hay que saber combinar a Virgo con Piscis y es lo que hay.

Pero sí es importante es que ese Mercurio tiene mucho poder durante esta semana por mandar sobre el Sol y Marte: así que, si fuera vosotros y vosotras, yo no mandaría paquetes importantes si firmaría el mega contrato ni me fiaría de todo lo que leo, oigo, escucho o pienso…

Fijaós que es tan fácil como esperar un día, a que el aspecto se vuelva separativo, para seguir dándole duro a los temas de Virgo. Eso sólo os pido.

De hecho, ya el jueves 26 Mercurio realiza un trígono a Plutón, que es mucho más beneficioso —y si me apuráis, con la Luna ya en Tauro y pasado Urano, tendremos un momento en el cielo muy potente, productivo, potenciado, capaz de perdurar para contratos, firmas, acuerdos, transportes, compras de tecnología y demás... aquellos con mucho Géminis y Virgo andan de enhorabuena…

Conclusión. Evitad el miércoles.

Y si queréis mejores resultados, aguardad hasta el sábado, pasado el mediodía y el resto del domingo. Maravilla.

***

Y eso fue todo. Hemos terminado al final haciendo un poco de Astrología Electiva, que es una de las ramas de la Astrología que nos ayuda en temas como por ejemplo abrir un negocio o fijar fecha para una boda o simplemente salir de viaje. Es un arte bien bonita. Otro día os cuento más.

El resto, lo de siempre, que ando por facebook, instagram , youtube y twitter y que me ayuda un porrón que compartáis por aquí y por allá estos requeboletines.

También, como siempre, las gracias. Las gracias, gracias, gracias. Danke schön. A quien me lee, me comparte, se atreve con mis mega coachings/consultas, me escribe por privado, por telepatía, se apunta a mis talleres, me hace cosquillas virtuales y toooooda la demás mandanga.

Aprovecho para insistir con las gracias porque agosto se me llenó en seguida con las consultas, ya está el mes completo. Y septiembre ya casi cubrí la primera quincena. Saber que confiáis en mi trabajo —y que algunos y algunas repetís y repetís año tras año con las consultas me hace requetefeliz.

Se os quiere, se os abraza.

Un Ahoi desde Neukölln.

Emilio

 

 


Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cuando envías un comentario estás aceptando la política de privacidad de Mochila Astrológica.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

2 ideas sobre “Boletín Astrológico: del 23 al 29 de agosto de 2021

  • Lisa

    Si se te extrañaba! Este mercurio en transit, mas marte y el sol me caen en la casa 2. Logré acordar con mi familia que una vez al mes nos reunamos a «sacar cuentas» u ordenar el dinero en comun, que me sirve para ordenar el propio. Ahora… ya la op mercurio neptuno se me pasa al eje 3-9 podria ser temas con herman@s y lo anterior. Tenemos que tratar de relacionar todo? por ejemplo lo que pasó en la casa 2 como repercute en la 3? Gracias